viernes, 19 de septiembre de 2014

Recuerdo pa'mi azulejo



Lo estoy mirando y me mira
como buscando un remedio...
Sin parecer que sus ojos
me piden un aliveo.
¡Jué pucha...! la vizcachera
que te pialó... mi azulejo.
¡Me hubiera quebrado yo
no hubiera sido lo mesmo!
que'l destino de un cristiano
no se cambia por un hueso,
en cambio... pa'los caballos
solamente hay un remedio:
una hoja bien filosa,
la tanteada del pescuezo
y un chorro de sangre que brota
con la muerte a flor de pecho.

Si ya estábamos de güelta,
solo nos quedaba un trecho...
pa'que lleguemos al rancho
y nos reciban los perros,
igual que todos los días
como ayer, como hace tiempo...
porque van pa'doce años
que vos sos mi compañero
por eso es que se hace triste
meter en el pensamiento
que tenga que despenarte
a vos querido azulejo.

Vuelvo al tiempo que se fue
y parece que te veo
cuando entuavía potrillo,
te amansabas con recelo
y a juerza'e paciencia y maña
te sacaba el cosquilleo.
Después lo de todo pingo;
andar y andar los potreros...
a veces, pechando vacas
o de no, al tranco lerdo
cumpliendo con los trabajos
que en el campo van saliendo...
bajo la lluvia y los fríos
en días crudos de invierno
o aguantando soles altos
que quemaban en enero.

Sobre tu lomo... orgulloso
¡qué lindo era entrar al pueblo...!
Yo, saludando las mozas
medio tocando el sombrero
y ellas, tal vez almirando
la rareza de tu pelo...
Y vos medio de costilla...
caminabas altanero...
mientras jugaba tu boca
con la coscoja del freno.
Solo te faltaba hablar
para mejor entendernos...
por eso es que estoy juntando
rabia y pena... al mesmo tiempo.

Y como las cosas tristes
es mejor que duren menos...
ya está tanteando mi mano
la empuñadura del fierro...

¡No te quisiera... ni ver...
te lo juro flete viejo!
¡Me están faltando agallas
pa'encarar este momento...

Tan solo... al despedirme
quiero hablarte... compañero
si hasta siento como un ñudo
al lado izquierdo del pecho.

Te vi'a apartar de la vida
pero nunca'e los recuerdos...
Amigo de recorridas
andando por campo abierto...
como ninguno en la vida
¡Mi lindo flete azulejo...!

...lo estoy mirando y me mira
como buscando remedio...