lunes, 6 de mayo de 2013

El canto olvidado (Estilo)



Guitarra hoy he vuelto al pago
ardiendo en reminiscencias
con voz de niñez perdida,
con voz de antiguas creencias.

Refloreciendo paisajes
que quedaron en la senda
de los años abatido
con hondo callar de estrellas.

Desvelaré mis recuerdos
junto a la antigua tapera,
y al sauce llorón volteao
por mil hachazos de ausencias.

Yo soy el gaucho cantor
que canta con sentimiento,
el que al aire da el lamento
de su pasado esplendor,
yo soy aquél que el dolor
cortó de flor y la rama,
y soy aquél que reclama
a su corazón olvido,
como esas aves sin nido
que hayan refugio en la grama.

Guitarra hoy he vuelto al pago
a la ancha cuna campera,
donde el potro cimarrón
no haya alambre ni tranquera.

Donde acurruca el pampero
vidalitas polvorientas,
junto al brocal que agoniza
con la garganta reseca.

Yo soy el gaucho cantor
que canta con sentimiento,
el que al aire da el lamento
de su pasado esplendor,
yo soy aquél que el dolor
cortó de flor y la rama,
y soy aquél que reclama
a su corazón olvido,
como esas aves sin nido
que hayan refugio en la grama.

Guitara hoy he vuelto al pago
al conjuro de tus cuerdas,
un viejo canto olvidado
me trajo sobre la huella.

Tendida entre largos verdes
y margaritas bermejas.
El solar de mis abuelos
ya no es lo que antes era.

No está la casa ni el monte,
¡todo ha muerto!, sólo queda
el sauce llorón caído
junto a la antigua tapera.

Gutiarra: hoy he vuelto al pago,
más vale nunca volviera,
me voy silbando bajito
la angustia de una quimera...